Llegamos donde las otras no llegan… al corazón de los oyentes.