Moreno: ‘No me amedrento, no me avergüenzo de lo que estoy haciendo’

Actualidad.- El presidente Lenín Moreno aprovechó el Cambio de Guardia para insistir en su discurso de lucha contra la corrupción. El Mandatario afirmó: "No me voy a amedrentar, no me amedrento, no me avergüenzo de lo que estoy haciendo".

Esta mañana, 7 de agosto de 2017, estuvo acompañado por la mayoría de su Gabinete y varias autoridades provinciales. Dijo a los cientos de militantes y simpatizantes que lo acompañaron que, además de celebrar la ceremonia de los lunes, hay un motivo fundamental para estar en la Plaza Grande hoy: "porque hay un propósito claro, sincero, transparente, no vamos a permitir que la corrupción se enseñoree en el país".

Moreno pidió a las autoridades de control, ministros y autoridades locales: "no permitamos, bajo ninguna circunstancia, que se detengan las investigaciones que lleven al final a sancionar a quienes han expoliado los recursos de la patria". El Mandatario solicitó a los presentes que levanten el puño en contra de la corrupción. La ciudadanía y varios de sus ministros lo siguieron con el gesto, levantando la mano derecha al aire, mientras él gritaba "no a la corrupción, no a los corruptos".

El objetivo es, según Moreno, que definitivamente se implante la transparencia y lealtad en el país. Pero "no la lealtad de los mafiosos, no la de los que se encubren entre ellos. La lealtad con la Patria, que ve cómo su Presidente cumple con las promesas que hace". Y advirtió que no señala a nadie con el dedo porque es respetuoso.

El Presidente insistió en que la situación del país es difícil. "Pero tampoco nos amedrenta. Tenemos un pueblo, un país que fundamentalmente construyó la base, la estructura, como para poder salir adelante". Moreno aceptó que hay compromisos fuertes que cumplí en materia económica. "Pero los pagaremos, los cumpliremos, porque somos un pueblo honesto, pero fundamentalmente cumpliremos el compromiso con ustedes, con la Patria".

El Jefe de Estado insistió en que son agradables "los vientos frescos que soplan por la Patria que ahora siente que tiene un Presidente". Finalmente recordó que la semana pasada quitó las funciones asignadas al vicepresidente Jorge Glas, "por una carta grosera que envió". El Mandatario cerró su discurso diciendo: "¡Viva la verdadera revolución! Vamos a volver a los principios de la revolución: manos limpias, corazones ardientes, mentes lúcidas". (I)

 


Fuente: El Comercio 
 

SUS COMENTARIOS SON IMPORTANTES

comentarios

Facebook

DALE CLICK EN LIKE (ME GUSTA)